Codominancia genética

Solomon, Berg y Martin (2013) define la codominancia como la condición en la que dos alelos de un locus se expresan en el heterocigoto. Y Fermín (s/f) la describe de la siguiente manera:
La codominancia o herencia codominante se puede definir como la igual fuerza entre alelos. Si en la dominancia incompleta podemos hablar de un efecto de dosaje genético (AA>Aa>aa), en la codominancia podemos decir que observamos la manifestación conjunta de dos productos para un mismo carácter en el mismo individuo, y con la misma fuerza.

En este sentido, se puede definir la codominancia como el resultado genético en donde los descendientes heterocigotos resultante, expresa simultáneamente los fenotipos de ambos progenitores homocigotos.

Un ejemplo de ello es la planta Canna indica cuya flor amarilla puede presentar pigmentación roja en sus pétalos, lo que indica que ambos caracteres se manifiesta con fuerza en el fenotipo de dicha flor. También, está el ejemplo del gato (imagen de portada), que presenta un pelaje tanto negro como blanco, lo que indica que ambos caracteres son dominantes. No obstante, así como el caso mencionado existen muchas especies tanto de plantas como de animales donde los fenotipos de sus progenitores se manifiestan en sus descendientes.

Otro ejemplo son los grupos sanguíneos según el sistema ABO, donde los tipos sanguíneos A, B, AB y O están controlados por tres alelos que representan un solo locus. En consecuencia, los individuos con el genotipo I*AI*A o I*Ai tienen tipo sanguíneo A. Las personas con genotipo I*BI*B o I*Bi tiene tipo sanguíneo B. Aquellos con genotipo I*AI*B tienen tipo sanguíneo AB, mientras que los de genotipo ii tienen tipo sanguíneo O. Por esta razón, esos resultados muestran que ni el alelo I*A ni el alelo I*B son dominanten sobre el otro. Ambos alelos se expresan fenotípicamente en el heterocigoto y por lo tanto son codominantes entre sí, aunque cada uno es dominante al alelo i.

¿Podría un hombre con tipo sanguíneo AB ser el padre de un niño con tipo sanguíneo O? ¿Podría un hombre con tipo sanguíneo B ser el padre de un niño con tipo sanguíneo AB? ¿Podría un niño tipo B con una madre tipo A tener un padre tipo A o un padre tipo O? ¿Qué otro ejemplo de codominancia puedes mencionar?

 

Nota: El * significa que las letras A y B van en el superindice de I.

 

Para más información sobre el tema visita Biopsicosalud.

 

Referencias

Fermín, G. (s/f). ¿Qué es la codominancia? (Con ejemplos).
Solomon, E., Berg, L. y Martin, D. (2013). Biología Novena edición. México: Cengage Learning Editores, S.A. de C.V.
¿Te pareció interesante? Comparte y déjanos tus comentarios.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.