Hormonas que secreta las suprarrenales

1) Mineralocorticoides:

 

a) Aldosterona: Se produce en la corteza suprarrenal en las células de la zona glomerulosa; y regula la homeostasis de 2 iones minerales, sodio (Na+) y potasio (K+), además ayuda a ajustar la presión y el volumen sanguíneos. Es decir, aumentan los niveles sanguíneos de sodio y agua, y disminuyen el nivel sanguíneo de potasio. También, promueve la excreción de H+ en la orina; esta remoción de ácidos del cuerpo puede ayudar a prevenir la acidosis (pH de la sangre por debajo de 7,35). Cabe destacar que, el nivel sanguíneo elevado de K+ y la angiotensina II estimulan la secreción, a través del sistema renina-angiotensina-aldosterona (RAA).

 

2) Glucocorticoides o Corticosteroides: Se producen en la corteza suprarrenal en las células de la zona fasciculada. Es de resaltar, que el control de la secreción se produce a través de un típico sistema de retroalimentación negativa, donde los niveles sanguíneos bajos de ellos (principalmente cortisol) y en respuesta al estrés, estimulan a las células neurosecretoras en el hipotálamo. Seguidamente, la CRH junto con un nivel bajo de cortisol promueve la liberación de ACTH, para que este propicie su secreción, y una vez que los niveles de glucocorticoides vuelven a la normalidad se produce a inhibición de secreción. En otro orden de ideas, este grupo se componen de 3 hormonas que son:

 

a) Cortisol o Hidrocortisona: Es el más abundante y se le atribuye alrededor del 95% de la actividad glucocorticoidea. Sus funciones principales son incrementar el nivel de azúcar en la sangre (glucemia) a través de la gluconeogénesis, suprimir el sistema inmunológico y ayudar al metabolismo de las grasas, proteínas y carbohidratos. Además, disminuye la formación ósea.

 

b) Corticosterona: Se secreta en menor cantidad, De Azevedo (2020) menciona las siguientes funciones:

 

*Algunos estudios realizados muestran evidencias que sugieren que influye en la neurofisiología de las células límbicas al modificar la transmisión sináptica y los canales iónicos.

 

*Desempeña un papel menor con relación al cortisol en la regulación del sistema inmunitario y en algunas funciones metabólicas, como el procesamiento de grasas, proteínas y carbohidratos.

 

*Ayuda en el metabolismo al convertir los aminoácidos en carbohidratos para usar como combustible en muchas funciones corporales. Así mismo, trabaja con el hígado para producir glucógeno, que puede ser utilizado como fuente de energía.

 

*Se convierte en aldosterona por efecto de la enzima aldosterona sintetasa en las mitocondrias de las células de la glomerulosa en la corteza suprarrenal. A diferencia de otras hormonas esteroideas, no se utiliza como antiinflamatorio.

 

*Se le ha relacionado con una incapacidad para el procesamiento de la información y el acceso a la memoria en las situaciones con pico de estrés. Es decir, que suele ser la causa de que en muchas ocasiones nos quedemos en blanco cuando intentamos pensar en algo. Es una respuesta ante un peligro o situación de estrés, por lo tanto permanece hasta que esta no ha pasado. Sin embargo, algunos estudios explican este mecanismo por la redistribución sanguínea y el inicio del proceso de gluconeogénesis hacia los principales grupos musculares, que preparan al organismo para “la huida” gracias a la acción del cortisol.

 

*Ayuda resistir los efectos inflamatorios en el cuerpo con la ayuda del cortisol.

 

Cabe mencionar, que en otras especies (como los roedores) es el principal glucocorticoide, involucrándose en la regulación del metabolismo, las reacciones inmunológicas y las respuestas de estrés.

 

c) Cortisona: También se secreta en menor cantidad, su función es reducir la inflamación (respuesta inflamatoria) neutralizando el dolor e hinchazón en el sitio dañado; y lo hace porque evita que los glóbulos blancos (leucocitos mononucleares) viajen a la zona de afectada del cuerpo, por lo que es inmunosupresora, es decir, suprime el sistema inmunitario. No obstante, se produce también en la zona glomerulosa porque es la molécula precursora de la aldosterona. Cabe destacar, que es muy parecida a la corticosterona porque también es el dominante en los roedores. Además, como el cortisol tiene una mejor actividad que la cortisona, esta puede ser considerara un metabolito inactivo del cortisol.

 

En resumen, los glucocorticoides aumentan la degradación de proteínas (excepto en el hígado), estimulan la gluconeogénesis (en caso de emergencia) y la lipólisis, proveen resistencia al estrés, disminuyen la inflamación y deprimen las respuestas inmunes.

 

3) Andrógenos: Es subgrupo que produce también la corteza suprarrenal en las células de la zona reticular; se secretan pequeñas cantidades débiles. Asimismo, estos albergan los 19 esteroides de carbono sintetizados que funcionan a modo de esteroides débiles o esteroides precursores, entre ellos están:

 

a) Dehidroepiandrosterona (DHEA): Es la secreción principal y es producida por el colesterol en la corteza suprarrenal; es una es una prohormona endógena, es decir, un precursor primario de los andrógenos y estrógenos naturales. Por otro lado, es un potente ligador del receptor sigma-1; y ​se le denomina también dehidroisoandrosterona o dehidroandrosterona.

 

b) Dehidroepiandrosterona sulfato (DHEA-S): También llamada Sulfato de dehidroepiandrosterona (DHEAS) o sulfato de DHEA es un metabolito (éster sulfatado) de la dehidroepiandrosterona producido por la adición de un grupo sulfato, catalizado por las enzimas sulfotransferasa SULT1A1 y SULT1E1, que también producen sulfato de estrona de la estrona. DHEAS también puede ser convertido de vuelta a DHEA a través de la acción de la sulfatasa esteroidea. Asimismo, es generado por SULT2A1; y sus niveles disminuyen con la edad de una persona puesto que la capa reticular disminuye en tamaño.

 

c) Androstenediona (andro) o Androstendiona (también conocida como 4-androstenediona): Es producida tanto en las glándulas suprarrenales como en las gónadas, por lo que, es el precursor común de las hormonas sexuales masculinas y femeninas, es decir, que es un intermediario en el proceso bioquímico (conversión metabólica) que produce los androstenediones en testosterona y constituyen la estructura padre de la estrona y estradiol. En resumen, esta hormona es un androstendiol, el cual es un metabolito esteroide que se considera el principal regulador de la secreción de gonadotrofina.

 

Luego de la pubertad en los hombres, el andrógeno testosterona se libera en una cantidad mucho mayor en los testículos, por consecuencia, la cantidad de andrógenos secretados por la glándula suprarrenal suele ser tan baja que sus efectos son insignificantes. Sin embargo, en las mujeres los andrógenos suprarrenales juegan un papel importante. Estimulan la libido (conducta sexual) y son convertidos en estrógenos (esteroides feminizantes) por otros tejidos. Luego de la menopausia, cuando la secreción ovárica de estrógenos cesa, todos los estrógenos femeninos provienen de la conversión de los andrógenos suprarrenales. También estimulan el crecimiento de vello axilar y púbico en ambos sexos y contribuyen en la eclosión de crecimiento prepuberal. Aunque el control de la secreción de andrógenos suprarrenales no se conoce completamente, la principal hormona que estimula su secreción es la ACTH.

 

Otros andrógenos aparte de la testosterona son los siguientes:

 

*Androsterona: Es un intermediario en la síntesis de andrógenos en el humano y es producida de forma natural por el hombre y no es perjudicial para el cuerpo humano. Producto químico que se crea durante la descomposición de los andrógenos o derivado de la progesterona, que también ejerce efectos masculinizantes menores, con una intensidad siete veces inferior a la testosterona. Se encuentra en cantidades similares en el plasma y en la orina tanto de machos como de hembras. También es producida por la corteza suprarrenal.

 

*Dihidrotestosterona (DHT): Es un metabolito biológico activo de la testosterona sintetizada principalmente en la próstata, testículos, folículos pilosos y cápsulas suprarrenales por la enzima 5α-reductasa. Esta enzima reduce el doble enlace 4,5 de la hormona testosterona. Por lo que, resulta un andrógeno muy potente debido a que se enlaza con más fuerza a los receptores andrógenos. No obstante su nombre completo es 5α-Dihydrotestosterona, abreviado como 5α-DHT o androstanolona según la INN (denominación común internacional).

 

En resumen, los andrógenos asisten al comienzo del crecimiento del vello axilar y púbico en ambos sexos; en las mujeres contribuyen a la libido y son fuente de estrógenos luego de la menopausia.

 

4) Catecolaminas:

 

a) Adrenalina o Epinefrina: Está se produce en un 80% en la médula suprarrenal en las células cromafines. Su función es que incrementa la frecuencia cardíaca, contrae los vasos sanguíneos, dilata las vías aéreas, y participa en la reacción de lucha o huida del sistema nervioso simpático.

 

b) Noradrenalina o Norepinefrina: Se produce también en las células cromafines pero a un 20%. Su función es que afecta partes del cerebro tales como la amígdala cerebral, donde la atención y respuestas son controladas. Junto con la Adrenalina subyace la reacción de lucha o huida, incrementando directamente la frecuencia cardiaca, desencadenando la liberación de glucosa de las reservas de energía, e incrementando el flujo sanguíneo hacia el músculo esquelético. Incrementa el suministro de oxígeno del cerebro.

 

En síntesis, la Adrenalina y Noradrenalina producen efectos que estimulan el sistema simpático del sistema nervioso autónomo (SNA) durante el estrés y el ejercicio, mediante impulsos del hipotálamo que estimulan a las neuronas simpáticas preganglionares a liberar acetilcolina, que a su vez estimulan a las células cromafines a secretan ambas hormonas. Cabe resaltar, estas dos sustancias aparte de ser una neurohormona son también un neurotransmisor.

 

Para más información sobre el sistema endocrino visita Biopsicosalud.

 

Referencias

Aguilera, L. y otros. (2006). La enciclopedia del estudiante: tomo I: Ciencias de la Vida. 1a ed. Buenos Aires: Ediciones Santillana S.A.
Ruiz, A. (2009). Biología. Caracas: Editorial Triángulo.
Tortora, G. y Derrickson, B. (2013). Principios de Anatomía y Fisiología 13ª Edición. México: Editorial Médica Panamericana, S.A. de C.V.
Wikipedia. (s/f). Andrógeno.
¿Te pareció interesante? Comparte y déjanos tus comentarios.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.