Proceso sensoperceptivo y conducta perceptiva

La sensopercepción es el proceso donde el individuo obtiene información del ambiente, dándole significado y contexto, por lo tanto este es el primero de los procesos cognitivos implicados en la adquisición de conocimiento del ser humano, puesto que la sensación y la percepción son parte de los procesos básicos que ayudan a la explicación de la cognición y el comportamiento, debido a que facilita la adaptación y supervivencia del sujeto; dándole significado a la actividad cognitiva en general y guiando las acciones de las personas.

 

En este sentido, Gratacós (2020) menciona que la sensopercepción es un proceso realizado a través de los órganos sensoriales y el sistema nervioso central de forma conjunta, que se basa en captar los estímulos y convertirlos en sensaciones e interpretaciones concretas; mientras que Aso (2020) dice que la sensopercepción o percepción sensorial es un proceso a través del cual capturamos estímulos de nuestro entorno para que puedan ser procesados e interpretados a nivel cerebral.

 

Asimismo, Gratacós hace referencia que la organización sensorial se encarga de captar los estímulos a través de los sentidos y transmitir la información recibida hacia el cerebro, lugar donde posteriormente se registran como sensaciones. En otras palabras, la organización sensorial es aquella que manifiesta la forma en que se captan los estímulos mediantes los diferentes sentidos, a cómo se transmiten al cerebro y dónde se registran las sensaciones. Además, ambos autores mencionan las siguientes 3 etapas la sensopercepción: (a) Efectos desencadenantes: un sentido recibe información de un estímulo y solicita la cooperación del resto de sentidos. (b) Efectos simultáneos: un solo estímulo provoca que varios sentidos intervengan al mismo tiempo. Y, (c) Efectos inhibitorios: varios sentidos actúan en un primer momento y, de forma selectiva, se inhiben uno o más sentidos.

 

Por otra parte, la sensopercepción examina los procesos perceptuales en cada sistema o modalidad sensorial, donde contienen parámetros y estímulos visuales, auditivos y somestésicos; además el proceso perceptivo estudia tres niveles de análisis los cuales son: biológico o fisiológicos, que tiene que ver con la cualidad de los receptores sensoriales, el estado de ánimo de la persona, su edad, entre otos aspectos; cognitivo o psicológico, tiene que ver con la codificación de la experiencia pasada, procesos como la atención, la memoria, la afectividad, la motivación, las expectativas o el contexto cultural; y estimular o mecánicos, esta actividad perceptiva se encarga de interpretar la intensidad de los estímulos y las condiciones físicas del medio.

 

Cabe destacar, que las percepciones al igual que otros procesos mentales, son de naturaleza dinámica, estructural y sistémica, es por ello, que la percepción envuelve una estructura definida de sensaciones que permanece definida por cada una de ellas y por la relación que tienen entre sí. Se puede decir, que a través de la percepción se puede modificar la conducta de un individuo, puesto que la conducta perceptiva del ser humano enlaza su entorno a través de los órganos de los sentidos como lo son el olfato, el gusto, la vista, el tacto y la audición; produciendo una sensopercepción capaz de modificar la conducta perspectiva.

 

Además, dependiendo de una percepción distinta a la que se tiene previamente se puede cambiar la manera de pensar, sentir, oír, tocar u oler, esto se debe a que la conducta humana depende de todos estos procesos, porque la manera en que se relaciona la información recibida con la almacenada, será como actuará la persona. No obstante, la información que recibe el cerebro en forma de impulsos nerviosos, se organiza e interpreta dando lugar a lo que se conoce como percepción; el cual supone la extracción de información del medio que rodea al individuo, y se realiza de forma automática e inconsciente. Asimismo, la interpretación de la información recibida por los órganos de los sentidos está basada en experiencias pasadas, en los deseos y necesidades que tenga la persona.

 

Por lo tanto, la percepción crea un proceso cognitivo que toma información del exterior para organizarla de forma significativa en el interior y en definitiva para tomar conciencia del mundo; por lo que, se puede definir la percepción como el ordenamiento mental o la estructuración de las sensaciones. Pero, lo verdaderamente interesante de todos estos procesos tanto el proceso sensoperceptivo y la conducta perceptiva es que termina en la percepción, que es justamente la forma que esos estímulos adoptan en el cerebro del sujeto, o la forma en la cual este los ordena y les da sentido.

 

Por otro lado, la relación entre percepción y sensación es que ambas forman parte de un mismo proceso que se inicia con la presencia de un estímulo y que tiene como objetivo la extracción de una información que va a proporcionar la representación del mundo exterior; en este sentido, las fases del proceso de percepción y sensación están en íntima relación y dependen la una de la otra por lo siguiente:

 

1. Ambas se inician con la presencia de un estímulo.
2. La sensación es la fase sensorial y la percepción la fase interpretativa de los estímulos recibidos. La percepción necesita de la sensación, aunque es un fenómeno más complejo.
3. La sensación es un concepto fisiológico y la percepción un concepto psicológico.
4. La sensación es un fenómeno innato y la percepción es adquirida a través del aprendizaje.

 

En otro orden de ideas, las características de la percepción pueden ser:

 

a) Es una representación o imagen de la realidad, porque es interpretación de la misma y al percibirla transformamos las sensaciones en objetos que la representan.
b) Es dinámica y subjetiva, puesto que la interpretación que se hace dentro del dinamismo subjetivo de quien percibe; en ello intervienen distintas variables como: aprendizaje, tono afectivo, atención, motivación e intereses.
c) Es totalidad organizada, puesto que los distintos estímulos que percibe el organismo no quedan aislados sino que se organiza como un todo con sentido y así se elabora la conciencia del mundo exterior. Cada individuo hace la organización de acuerdo a su dinamismo subjetivo dando origen a distintas percepciones de una misma situación.
d) Es más que una simple suma de sensaciones, puesto que intervienen en su proceso, como ya se ha mencionado anteriormente. Además, los intereses, motivaciones, conocimientos y necesidades, condicionan la interpretación de las sensaciones y las integran para formar un todo.

 

Para finalizar, los factores funcionales en los procesos sensoperceptivos y la conducta perceptiva, se basan en las experiencias pasadas, las necesidades y motivaciones, en la estructura mental, la cultura y el aprendizaje; debido a que todas influyen en la percepción que tenga el individuo de su entorno, el cual se fundamenta tanto en lo sensoperceptivo como en la conducta perceptiva.

 

Referencias

¿Te pareció interesante? Comparte y déjanos tus comentarios.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.