Células del sistema vestibular del oído interno

1) Células Ciliadas: También llamadas células neurosensoriales, debido a que son los receptores sensitivos, y presentan haces de cilios que consisten en 70 o más estereocilios delgados (que son en realidad microvellosidades) que se distribuyen hexagonalmente sobre la superficie apical, presentando un arreglo ascendente hacia el kinocilio o cinocilio, un cilio convencional unido firmemente a su cuerpo basal y que se extiende más allá del estereocilio más largo. Como en la cóclea, los estereocilios se conectan por uniones en los extremos. No obstante, estas se pueden dividir en células ciliadas de:

 

a) Tipo I: Que son células con cuerpo en forma de botella o de ánfora, más voluminosas y numerosas; con el núcleo localizado en la parte basal y están rodeadas de un cáliz nervioso aferente que cubre su parte basal. Las neuronas eferentes hacen contacto directo en la superficie lateral del cáliz de la inervación aferente y no con la célula ciliada; y posiblemente procedentes del sistema eferente con el fin de modular la actividad de las otras células ciliadas.

 

b) Tipo II: Son aquellas que tienen cuerpo cilíndrico y verdaderas células receptoras, su núcleo se encuentra en el centro de la célula y tienen numerosas terminaciones sinápticas en forma de botón tanto aferentes como eferentes y hacen contacto directo con la célula ciliada.

 

Por otra parte, los estereocilios están conectados por finos filamentos extracelulares llamadas “tip links”, los cuales unen el ápice de los estereocilios de menor tamaño con la pared lateral de los de mayor tamaño. Estudios recientes han demostrado que los tip links están formados por caderina 23 (CDH23) y protocaderina 15 (PCDH15). Y, hay proteínas que se unen a CDH23, como la proteína harmonin, Myo7a, SANS. Por otro lado, estas estructuras funcionan como un resorte que abre y cierra canales iónicos dependiendo de la deflexión. Es de resaltar, que hay estudios que indican que estos canales están localizados entre 2-3µm de las puntas de los estereocilios.

 

2) Células de Sostén: Son células cilíndricas que se hallan distribuidas entre las células ciliadas, y probablemente sean las encargadas de secretar la gruesa capa glucoproteica denominada membrana otolítica, cuya consistencia es gelatinosa que cubre las máculas acústicas del vestíbulo, tanto la del sáculo como la del utrículo, tiene un espesor de cincuenta micrómetros y alrededor de un milímetro cuadrado de superficie. Es de mencionar que, sobre toda la superficie de esta membrana se extiende una capa de numerosas de otolitos. Y, en ella están embebidos los cilios de las células cilialas.

 

Para más información sobre el oído visita Biopsicosalud.

 

Referencias

García, J., Valdecasas, B., Aviñoa, A. y Arjona C. (s/f). Fisiología del Sistema Vestibular.
Tortora, G. y Derrickson, B. (2006). Principios de Anatomía y Fisiología 13ª Edición. México: Editorial Médica Panamericana, S.A. de C.V.
¿Te pareció interesante? Comparte y déjanos tus comentarios.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.