Saliva

Es un fluido corporal que es incoloro y es secretado por las glándulas salivales, donde el 93% proviene de las glándulas salivares mayores, mientras que el 7 por ciento restante de las glándulas salivares menores. Asimismo, esta procede de seis glándulas salivares –dos parótidas, dos sublinguales y dos submaxilares– que la segregan las 24 horas del día, aunque la producción es mayor antes, durante y después de las comida, y disminuye notablemente durante la noche.

 

Por otra parte, no todas las glándulas salivales aportan los mismos componentes, la glándula parótida secreta un líquido acuoso (seroso) que contiene amilasa salival; la glándula submandibular contiene células similares a las de la glándula parótida, sumadas a algunas células mucosas, secreta un líquido que contiene amilasa, pero que es más espeso debido al contenido de mucus; las glándulas sublinguales contienen, en su gran mayoría, células mucosas, por lo cual secretan un líquido mucho más espeso, que contribuye sólo con una cantidad muy pequeña de amilasa salival.

 

Composición

Está compuesta por 99,5% de agua y 0,5% de solutos, entre estos hay iones como sodio, potasio, cloro, bicarbonato y fosfato; además, contiene algunos gases disueltos y varias sustancias orgánicas, como urea y ácido úrico, mucus, inmunoglobulina A, la enzima bactericida lisozima, la amilasa salival y lipasa lingual. No obstante, su pH es ligeramente ácido que va de 6,35-6,85.

 

Funciones

1) Lubricación: Mantiene húmeda la cavidad bucal, mucosas y dientes ayudando a la correcta fonación y a la deglución de los alimentos. También modula selectivamente la adhesión de los microorganismos a las superficies de los tejidos orales, lo que contribuye al control de la colonización de bacterias y hongos.

 

2) Capacidad Amortiguadora, Tampón o Buffer: Es la habilidad de la saliva para contrarrestar los cambios de pH, es decir, ayuda a proteger los tejidos bucales contra la acción de los ácidos o álcalis provenientes de la comida o de la placa dental, por lo tanto, puede reducir el potencial cariogénico del ambiente.

 

3) Participación en la formación de la Película Adquirida: Por la presencia de proteínas ricas en prolina; la capa de saliva sobre los dientes y la mucosa puede crear superficies cargadas sobre los dientes e influenciar las uniones microbianas.

 

4) Acción Antibacteriana y Antifúngica: Las IgA actúan como anticuerpos salivales. Las histatinas son un compuesto de sustancias antimicóticas y antimicrobianas.

 

5) Aclaramiento Salival: El lavado físico-mecánico efectuado por la saliva diluye y limpia la cavidad oral de bacterias y remanentes de alimentos, así como las secreciones mucinosas son importantes en la protección contra la deshidratación de la cavidad oral.

 

6) Remineralización: Las concentraciones de calcio y fosfato presentes en la saliva constituyen un mecanismo natural de defensa contra la disolución del diente, así como favorecen la remineralización del esmalte levemente dañado.

 

7) Digestión: Ayuda a la formación del bolo alimenticio por la acción de las enzimas que presenta. Asimismo, facilita a la deglución.

 

8) Reparación de Tejido: Tiene un factor de crecimiento epidérmico que ayuda en la cicatrización de tejidos orales.

 

9) Hidratación: Facilita el habla al hidratar la mucosa oral y la faringe.

 

10) Medio Diagnóstico No Invasivo: Sirve como medio para identificar múltiples patologías o predisposición a padecerlas. Cabe resaltar, que es una función más novedosa y en desarrollo.

 

11) Detección de Sabores: Contribuyen a que las papilas gustativas identifiquen mejor el gusto de lo los alimentos.

 

12) Excreción: Al igual que las glándulas sudoríparas de la piel, las glándulas salivales ayudan a eliminar desechos moleculares del cuerpo, lo que explica la presencia de urea y ácido úrico en la saliva.

 

Salivación

La secreción de saliva o salivación está controlada por el sistema nervioso autónomo, donde el volumen de saliva secretada por día varía considerablemente, aunque se mantiene en un promedio de entre 1000-1500 mL, variando de 0,5 mililitros por minuto en reposo, a 5 mililitros por minuto durante una comida. En este sentido, en condiciones normales, la estimulación parasimpática promueve la secreción continua de una cantidad moderada de saliva, que mantiene las mucosas húmedas y lubrica los movimientos de la lengua y los labios, durante el habla. No obstante, la saliva se deglute y ayuda a mantener húmedo el esófago; luego, la mayoría de los componentes de la saliva se reabsorben, lo que previene la pérdida de líquido.

 

Por otro lado, la estimulación simpática predomina durante el estrés y causa la sequedad bucal, por lo que, si el cuerpo se deshidrata las glándulas salivales dejan de secretar saliva para conservar agua; esta sequedad bucal contribuye a la sensación de sed. Sin embargo, el beber no sólo restaura la homeostasis del agua, sino que también humedece la boca. Por otra parte, el tacto y el gusto del alimento también son potentes estimulantes de la secreción de las glándulas salivales, debido a que, algunas sustancias químicas de los alimentos estimulan los receptores del gusto presentes en la lengua, y los impulsos son transmitidos desde dichos receptores hasta los dos núcleos salivales del tronco encefálico (núcleos salivales superior e inferior).

 

Posteriormente, los impulsos parasimpáticos retornan por medio de las fibras de los nervios facial (VII) y glosofaríngeo (IX) y estimulan la secreción de saliva. Cabe señalar que, la saliva continúa secretándose en abundancia por algún tiempo después de que se ingieren los alimentos; este flujo de saliva limpia la boca y, a la vez, diluye y amortigua el remanente de sustancias químicas irritantes. Además, el oler, ver o pensar en la comida puede también estimular la secreción de saliva.

 

Referencias

Fotografía propia tomada con un celular marca Nokia
Higienistas VITIS. (s/f). Funciones de la Saliva.
Tortora, G. y Derrickson, B. (2006). Principios de Anatomía y Fisiología 13ª Edición. México: Editorial Médica Panamericana, S.A. de C.V.
¿Te pareció interesante? Comparte y déjanos tus comentarios.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *